A A A
Plus
Diciembre 26, 2019
252 Visitas

Tratamiento oral de hipertensión severa en embarazo

Investigadores de un grupo de universidades estadounidenses, británicas e hindúes, con el auspicio de la Fundación Bill and Melinda Gates, realizaron un estudio aleatorio, controlado de etiqueta abierta, en dos hospitales públicos de India, con el fin de comparar la eficacia y seguridad de tres medicamentos orales, labetalol, nifedipino de acción retardada y metildopa en pacientes embarazadas con hipertensión severa.

El tratamiento agudo de la hipertensión severa en el embarazo de manera típica incluye medicamentos intravenosos, lo cual requiere acceso venoso y cuidadoso monitoreo fetal, lo cual puede ser difícil en situaciones de escasos recursos y de sobrecarga de los servicios.

Los medicamentos seleccionados por los autores son opciones viables para el tratamiento inicial de hipertensión severa en situaciones de recursos limitados y por ende los editores de ILADIBA consideran que el estudio de la cita es aplicable a nuestro medio.

Estudio de regímenes orales antihipertensivos para manejo de hipertensión severa en embarazo

La edad mínima de las mujeres elegibles fue 18 años que estaban embarazadas con fetos que habían alcanzado una edad gestacional mínima de 28 semanas. Requerían control farmacológico de la presión arterial para hipertensión severa (presión sanguínea sistólica ≥160 mm Hg o presión sanguínea diastólica ≥110 mm Hg) y podían deglutir medicamentos orales.

Las 894 mujeres finalmente seleccionadas fueron asignadas de manera aleatoria (33% en cada grupo) a recibir 10 mg de nifedipino oral, 200 mg de labetalol oral escalable en una hora si necesario o 1000 mg de metildopa (dosis única sin escalamiento).

El resultado primario fue el control de la presión sanguínea (120-150 //70-100 mm Hg) en 6 horas sin efectos adversos.

El resultado primario fue significativamente más común en mujeres en el grupo nifedipino que en el grupo metildopa (84% vs 76%) (P=0.03). Sin embargo, el resultado primario no difirió entre los grupos nifedipino y labetalol o labetalol y metildopa.

Hubo pocos efectos adversos serios (1% o menos de varios tipos).

Los autores concluyeron que todos los antihipertensivos orales redujeron la presión sanguínea al rango de referencia en la mayoría de las mujeres. Como medicamentos únicos, nifedipino de acción prolongada alcanzó con mayor frecuencia el resultado primario que labetalol o metildopa. Los tres medicamentos orales son opciones iniciales viables para el tratamiento de la hipertensión severa en situaciones de bajos recursos.

Comentario

Aunque un editorial puntualiza algunas deficiencias del estudio, la conclusión general es que el tratamiento oral de la hipertensión severa en embarazo es viable y que el uso de un medicamento controla eficazmente la hipertensión y facilita el manejo en situaciones de recursos limitados, como es frecuente en países o regiones pobres.

Referencias:
Lancet 394:1011-1021, Agosto 1, 2019
Lancet 394:981-982, Agosto 1, 2019

A A A
Plus

Artículos Relacionados

  • Menopausia temprana asociada a aumento en riesgo cardiovascular

    Ver más >
  • Reloj inteligente para detección de fibrilación auricular avanza pero no supera al médico todavía

    Ver más >
  • Alerta sobre hemorragia gastrointestinal asociada a anticoagulantes orales en fibrilación auricular

    Ver más >
  • Reducción de la presión sanguínea con meditación profunda (mindfulness)

    Ver más >